Nocturno. José Asunción Silva.



Las fotografías pictóricas pertenecen a la artista murmele: http://murmele.deviantart.com/



Comparto con vosotros este poema, que a mí particularmente me encanta, del colombiano modernista José Asunción Silva. Toda la fuerza del poema reside en una imagen: la de la sombra. Sombras de los amantes enlazadas; sombras de los amantes rotas, separadas y la sombra solitaria que ha perdido su razón de ser. El ambiente nocturno y melancólico acentúan el lirismo de este tristísimo tema.
Estos versos parecen hechos para la melodía de otro romántico, Grieg: La muerte de Ase, de su famosa obra "Peer Gynt". Por eso aconsejo vivamente escucharla mientras se leen.





NOCTURNO


Una noche
una noche toda llena de murmullos, de perfumes y de música de alas;
una noche
en que ardían en la sombra nupcial y húmeda las luciérnagas fantásticas,
a mi lado lentamente, contra mí ceñida toda, muda y pálida,
como si un presentimiento de amarguras infinitas
hasta el más secreto fondo de las fibras te agitara,
por la senda que atraviesa la llanura florecida
caminabas;
y la luna llena
por los cielos azulosos, infinitos y profundos esparcía su luz blanca;
y tu sombra
fina y lángida,
y mi sombra,
por los rayos de la luna proyectadas;




sobre las arenas tristes
de la senda se juntaban;
y eran una,
y eran una sola sombra larga,
y eran una sola sombra larga,
y eran una sola sombra larga...


Esta noche
solo; el alma
llena de infinitas amarguras y agonías de tu muerte,
separado de ti misma por la sombra, por el tiempo y la distancia,
por el infinito negro
donde nuestra voz no alcanza,
mudo y solo
por la senda caminaba...
Y se oían los ladridos de los perros a la luna,
a la luna pálida,
y el chirrido
de las ranas...



Sentí frío. Era el frío que tenían en tu alcoba
tus mejillas y tus sienes y tus manos adoradas,
entre las blancuras níveas
de las mortuorias sábanas.
Era el frío del sepulcro, era el frío de la muerte,
era el frío de la nada...
Y mi sombra,
por los rayos de la luna proyectada,
iba sola,
iba sola,
iba sola por la estepa solitaria;
y tu sombra esbelta y ágil,
fina y lánguida,
como en esa noche tibia de la muerta primavera,
como en esa noche llena de murmullos, de perfumes y de músicas de alas,
se acercó y marchó con ella,
se acercó y marchó con ella,
se acercó y marchó con ella...
¡Oh las sombras enlazadas!

¡Oh las sombras de los cuerpos que se juntan con las sombras de las almas!
¡Oh las sombras que se buscan en las noches de tristeza y de lágrimas!





Blogalaxia Tags:

La oración de Gandhi



Imagen fractal de Titia: http://titiavanbeugen.deviantart.com/


Señor:

Ayúdame a decir la verdad delante de los fuertes y a no decir mentiras para ganarme el aplauso de los débiles.
Si me das fortuna, no me quites la razón. Si me das éxito no me quites la humildad, si me das humildad no me quites la dignidad.
Ayúdame siempre a ver la otra cara de la moneda, no me dejes inculpar de traición por no pensar igual que yo. Enseñame a querer a la gente como a mi mismo y a no juzgarme como a los demás. No me dejes caer en el orgullo si triunfo, ni en la desesperación si fracaso. Más bien recuerdame que el fracaso es la experiencia que antecede al triunfo. Enseñame que perdonar es un signo de grandeza y que la venganza es un signo de bajeza.
Si me quitas el éxito dame fuerzas para aprender del fracaso. Si yo ofendiera a la gente dame valor para disculparme y si la gente me ofende dame valor para perdonar.

¡SEÑOR SI YO ME OLVIDO DE TI, NUNCA TE OLVIDES DE MI!

M. Gandhi

Voces búlgaras: celebración de la vida

Fotografía de gilad: http://gilad.deviantart.com/

Estos dos minutos de perfecta armonía merecen ser escuchados con toda la atención.
Las voces de estas mujeres son frescas como la hierba, claras como un arroyo, libres como un trino. Nos transportan a la sagrada celebración de la vida.



***************************************************************************


LAS INCREIBLES VOCES DE BULGARIA


SON VOCES QUE PARECEN BROTADAS DEL ALMA PROFUNDA DE LA TIERRA,
COMO SI TODOS LOS ELEMENTOS JUNTOS NOS CANTARAN,
RECORDANDONOS QUE ELLOS EXISTEN Y QUE NOSOTROS EXISTIMOS.




Son muchos los misterios que rodean al ser humano. Se dice que la voz humana es el instrumento más completo, complejo y misterioso de todos los existentes. Bulgaria en eso es única, sus registros de voz son tan atípicos que parecen surgidos de otro mundo. Es una característica propia del país, de ahí que surjan tantísimas voces a lo largo de todo el territorio, tanto en el estilo folk étnico como en otros estilos más modernos o comerciales, como el chalga o el pop. Nadie sabe a que se debe esto, pero cuando escuchas por primera vez esas cascadas polifónicas de sonidos humanos, el cuerpo se te estremece y la mente empieza a volar emanando las viejas leyendas de antaño. Fuera de su país, su idioma resulta exótico pero sus cantos te conducen a través del espacio hacia otros tiempos donde se gestaban las más misteriosas historias de Bulgaria.


Admiradas por innumerables artistas y figuras internacionales, las voces búlgaras son capaces de generar insólitos colores vocales y arriesgadas cuerdas con una técnica de calidades prodigiosas, únicas en el mundo entero. Viendo sus paisajes, sus montañas y su historia es fácil encontrar ciertos porqués de esas increíbles voces.

Información tomada de: Bulgaria, tierra mágica



Amor solitario. "Aquí te amo". Pablo Neruda

Imagen de Morgan Bowser: http://morgie39.deviantart.com/


AQUÍ TE AMO

Aquí te amo.
En los oscuros pinos se desenreda el viento.
Fosforece la luna sobre las aguas errantes.
Andan días iguales persiguiéndose.

Se desciñe la niebla en danzantes figuras.
Una gaviota de plata se descuelga del ocaso.
A veces una vela. Altas, altas estrellas.

O la cruz negra de un barco.
Solo.
A veces amanezco, y hasta mi alma está húmeda.
Suena, resuena el mar lejano.
Este es un puerto.
Aquí te amo.

Aquí te amo y en vano te oculta el horizonte.
Te estoy amando aún entre estas frías cosas.
A veces van mis besos en esos barcos graves,
que corren por el mar hacia donde no llegan.

Ya me veo olvidado como estas viejas anclas.
Son más tristes los muelles cuando atraca la tarde.
Se fatiga mi vida inútilmente hambrienta.
Amo lo que no tengo. Estás tú tan distante.

Mi hastío forcejea con los lentos crepúsculos.
Pero la noche llega y comienza a cantarme.
La luna hace girar su rodaje de sueño.

Me miran con tus ojos las estrellas más grandes.
Y como yo te amo, los pinos en el viento,
quieren cantar tu nombre con sus hojas de alambre.


Pablo Neruda (Poema 18 perteneciente a "20 poemas de amor y una canción desesperada")


VERSIÓN RECITADA CON MÚSICA DE ENIO MORRICONE



Tags Blogalaxia: